logo
¡Bienvenidos a HispaShare.com!
Una web creada por y para
amantes del cine.
Menú principal
Iniciar sesión
userNombre de usuario
lockContraseña
 Iniciar 
Crear cuenta
Recordar contraseña
Título aleatorio
Detalles del título

imdb Ver ficha en IMDb

anchor Link permanente

Puntuación IMDB
7 estrellas 7.1
Puntuación usuarios
7 estrellas 7.2
19 votos 
 Votar 

Mi obra maestra (2018)

Título original: My Masterpiece (Argentina, España)

Género: Películas > Comedia

Director: Gastón Duprat.

Duración: 100 minutos.

 

Resumen:

Arturo (Guillermo Francella) es un galerista encantador e inescrupuloso. Renzo (Luis Brandoni) es un pintor hosco y en decadencia. Si bien los une una vieja amistad, no coinciden en (casi) nada. El galerista intenta por todos los medios reflotar la carrera artística de su amigo, pero las cosas van de mal en peor. Hasta que una idea loca y extrema aparece como una posible solución. (FilmAffinity)

Actores:

Guillermo Francella, Luis Brandoni, Raúl Arévalo, Andrea Frigerio.

Comentarios (1)
spockirktos
spockirktos
Pues sí, con la mala espina que dan esas frases presentes en la parte superior de los carteles, "De los creadores de...", aquí se destroza el tópico, pues la frase se completaría con "...El hombre de al lado y El ciudadano ilustre", dos muy estimulantes cintas argentinas, con alguna irregularidad pero altamente recomendables. Ambas ellas firmadas al alimón por Gastón Duprat y Mariano Cohn, este último aquí en funciones de productor, vamos, como unos Coen argentinos.
Así pues, nos llega esta "Mi obra maestra", centrada en el mundo del Arte, subsección pintura. Y en primer lugar, basándose en esa premisa, nos deja caer alguna que otra puyita, un poquitín de soslayo, o bien directamente, para que reflexionemos sobre lo que realmente es "Arte". Arte y la gente que a su alrededor pulula. Pero no se limita a eso. A través de una trama sumamente entretenida (que nadie se asuste, se deja ver de maravilla), otras muchas consideraciones de carácter mucho más general irán planteándose: el paso del tiempo, lo moralmente aceptable o rechazable, los ideales perdidos, y, bastante por encima, la amistad.
Todo ello envuelto en un humor socarrón, a veces soterrado, a veces explícito y muy divertido.
Giros de guion, marca de la casa, y alguna que otra sorpresa redondean el interés de esta película argentina llevada mano a mano por dos actorazos excelentes que lamento no conocer de antes. Ah, y la aparición con cierto peso en la trama de nuestro Raúl Arévalo.
No puedo decir más. Quedaría contar algo del argumento pero me gusta que eso sea lo mínimo. Tan solo la frase que el galerista dice al principio: "vendo cuadros y soy un asesino". Una pena que no tenga mucha más fama de la que tiene. Por cierto, si no la conocéis, no leáis nada sobre ella antes de verla.
No os la perdáis.
Otros títulos dirigidos por Gastón Duprat